Crítica: Citroën C5 2.0 HDi SX


Hicimos el test para Lubri-Press, acá está la conclusión.

“El C5 cumple con las tres premisas históricas de Citroën: tecnología de punta, estética tan original que invita a la polémica y un buen valor percibido a cambio del precio que se paga. La suspensión Hydractiva 3 ofrece un andar tan confortable que justificaría por sí sola la compra de este auto. El placer que produce manejarlo sólo es comparable al de saber que el equipamiento desmesurado de juguetes electrónicos tardará un buen tiempo en aburrir al más obstinado consumidor de tecnología.”

Leer artículo completo.

Los comentarios off-topic, con malas palabras o links a webs externas serán eliminados. La reincidencia podrá ser causa de la anulación de la cuenta del usuario. Consultas: info@autoblog.com.ar