En el garage de Autoblog: Ford F-150 Lariat

En los últimos dos meses, Ford lanzó a la venta en la Argentina tres de sus modelos más exclusivos. Los F-150 Raptor y Mustang 2020 ya pasaron por el garage de Autoblog (leer críticas). Y ahora le llegó el turno al último en arribar: F-150 Lariat (ver equipamiento y precio).

Se trata de la versión más lujosa de la pick-up full-size de Ford. Mientras la F-150 Raptor apuesta a la deportividad y espectacularidad, la Lariat ofrece un mayor nivel de refinamiento y confort, aunque también se puede usar para el trabajo.

En estos días fuimos a la sede de Ford Argentina en Pacheco para realizar un intercambio de llaves. Entregamos el nuevo Mustang GT 2020 después de probarlo durante una semana y nos llevamos la F-150 Lariat.

Estos dos Ford tienen una característica muy importante en común: comparten el block Coyote V8 5.0 naftero. Se trata de un impulsor cuyos orígenes se remontan al año 2011 y que, con sucesivas actualizaciones, ya equipó a diferentes evoluciones del Mustang y la F-150, pero también al Ford Falcon que se fabricó en Australia hasta hace cuatro años y al nuevo TVR Griffith inglés, que se acaba de lanzar a la venta en Europa.

En el Mustang 2020, el Coyote V8 5.0 entrega 466 cv y 569 Nm de torque. Y, en la F-150 Lariat, produce 400 cv y 542 Nm. Más allá de esas diferencias, es uno de los impulsores más representativos de lo que siempre fueron los grandes motores yankis: muchos cilindros, gran cilindrada, nada de turbos y dosis generosas de potencia y torque.

La prueba de manejo de la F-150 Lariat estará a cargo de Jerónimo Chemes, el columnista de Autoblog especializado en vehículos comerciales. Su crítica completa se publicará la semana que viene, pero acá abajo ya nos presenta una primera introducción.

C.C.

***

La Ford F-150 Lariat cuesta 66.300 dólares. Ver equipamiento y ficha técnica.

Bajo el capot, el mismo block Coyote V8 5.0 del Ford Mustang que probamos durante la última semana en Autoblog (leer crítica).

En sus diferentes evoluciones, el Coyote es un símbolo de Detroit: muchos cilindros, gran cilindrada y potencia/torque en dosis generosas.

J.Ch.: Tengo que ir a buscar la F-150 Lariat, ¿no me llevás a Pacheco?
C.C.: Claro, justo tengo que ir a devolver el Mustang 2020. ¿No me dejás en casa a la vuelta?
La SUBE de Autoblog, siempre con saldo positivo.

La crítica completa se publicará la semana que viene, pero antes: una introducción de J.Ch.

***

OPINIÓN
Ford Serie F: un pedazo de historia

Escribe Jerónimo Chemes

Esta es la nota que más esperé tener que escribir desde que colaboro con Autoblog. Tuve la suerte de probar de todo, incluso vehículos mucho más caros que este, y más grandes también. Pero ninguno despierta tantas emociones como este para mí.

Todos saben que soy usuario de Ford F Series (nacionales y norteamericanas). Tuve varias, tengo una y tendré F Series mientras pueda, además de otros vehículos, porque la Serie F me ayudó a tener lo que tengo, me acompañó a lo largo de la vida, en todas las circunstancias. Siempre estuvo y pude contar con su compañía. Tuve una ’72, “La Amarilla”, con Perkincuatro. Una ’74, “La Verde”, con Perkincuatro. Una ’80 Perkinsei, “La Blanca”. Una ’80 Perkinsei doble cabina, “La Gris”. Y la mítica ’81 4×4 Perkinsei, “La Azul” (ver foto abajo).

Las Amarilla, Verde y Gris las vendí, pero conozco a los nuevos dueños y me consta que siguen andando todos los días. La Blanca me la robaron.

La Azul continúa estoica, a mi lado, y a pesar de que el Perkinsei ya no quiere más y tengo varias ofertas de compra concretas, no se va. Le voy a volver a cambiar el motor. Tengo tres opciones; Cummins, 3.2 Bebé Godzilla o volver a rectificar a cero al Perkinsei actual, que ya tiene una rectificada y más de un millón de kilómetros. Cualquiera sea la opción que elija, la Azul estará a mi lado para siempre.

Entre las cosas que le debo a la Serie F es que exista La Chata Solidaria. Desde 2008, cuando empecé con la 74 Verde hasta hoy, siempre estuvieron presentes.

Voy a ser conciso y determinante: hay gente viva en nuestro país porque llegamos con la Serie F. Las cosas que le hicimos a las Verde, Gris y especialmente Azul exceden cualquier explicación y emocionan hasta las lágrimas. Ellas sentaron las bases, con sangre y fuego, de lo que hoy es LCS.

Más allá de las cifras, voy a ser claro. Sin prejucio de las demás, para mi, la Serie F es sin ningún tipo de lugar a dudas, la chata mas noble, durable y fiel de la historia, por muy, muy lejos. Y ojo que hay muy buenas chatas en todos los segmentos. Pero ninguna podrá ser nunca como “La For”.

Para pintar lo que significa la Serie F para los argentinos, voy a compartir una anécdota que me quedó grabada en el alma.

Una vez, cuando estábamos pasados de trabajo, no dábamos abasto, yo contrataba un flete de la zona, un viejito que cumplía siempre. Tenía una F100 ’72 a GNC, con caja mudancera, destrozada, “pero con VTV al día”. A veces no la podía parar, porque andaba floja de batería. Casi siempre perdía algo (gas, agua, aceite o todo junto), “pero nunca líquido de freno”.

El viejito era macanudo: “Yo no termine la escuela, solo sé laburar de esto”. Religiosamente llevaba una caja de herramientas arriba, precintos, un rulemán de rueda trasera y alambre, “por las dudas”. Lo citabas a las tres de la mañana en Avellaneda y siempre llegaba a horario, aunque estuviese todo inundado. No fallaba.

Una vez, mientras cargaban, me puse a charlar. Estaba loco por “La Azul” mía, que comparada con la suya era una “nave espacial”. Y nos pusimos a hablar de chatas. Cuando le pregunté si la pudiera cambiar qué compraría me contestó de forma determinante. Se puso serio. Caminó hacia la trompa de su F100 y le acarició el capot. Me miró fijo y me dijo: “Esta Forcita no se cambia, mi amigo. Cuando yo no esté, esta Forcita va seguir andando”.

Y agregó la frase más extraordinaria que haya escuchado jamás: “Porque esta Forcita no me hizo rico, pero me sacó de pobre”.

Continuó: “Yo le debo todo lo que tengo. Yo era pobre y la saquá a pagar en los ’70. Toda mi vida la tuve y con ella me hice mi casita, con mi mujer, y le pagamos los estudios a mi hija, que se recibió en la Universidad y tiene trabajo. Nunca en mi casa faltó pan en la mesa, porque cuando el país estaba duro y había que elegir entre comprar garrafa o bujías, porque andaba en 5 cilindros, siempre era ella la que tenía que esperar. Pero con cinco cilindros, esos inviernos de madrugada congelada arrancaba igual y salía a laburar. Yo le debo todo lo que tengo, mi amigo, nunca me dejó.”

Hace unos seis años que este hombre falleció. La chata quedó estacionada en la puerta de su casa, como esos perros que quedan esperando el regreso de sus dueños. Las pocas veces que pasé, la chata seguía ahí, con plantas abajo.

En febrero de 2019 pasé de casualidad y la chata no estaba. Sorprendido, paré, toqué el timbre y me atendió una mujer. Era la hija. Me contó que, mientras la mamá vivió, siempre se negó a vender “La Forcita”, porque “era la otra compañera de tu papá”. Ahora la mamá había fallecido y la casa estaba en venta. Cuando le pregunté por la chata, me contó que la iba a llevar la municipalidad, porque estaba abandonada. Pero que le puso una botella en venta sin ninguna esperanza a ver si alguno la quería.

Quince días después, pasó uno y le preguntó. Ella le dijo que su papá había fallecido y que ya había salido la sucesión. El tipo le dijo: “Si arranca la compro”. Vino al día siguiente con un mecánico, batería nueva, un compresor para inflar las ruedas y un bidón de nafta (para tirarle al carburador).

Después de 50 años, millones de kilómetros y años de estar parada, en 20 minutos “La Forcita” arrancó. Fallaba bastante (seguramente en cuatro o cinco cilindros), pero el tipo la pagó y se fue andando.

No tengo dudas que esa “Forcita” hoy debe estar en algún pueblo poniendo todos los días pan en la mesa de alguien. Ojalá le hayan cambiado las bujías y se den el lujo de andar en seis cilindros.

Tengo casi listo el libro de La Chata Solidaria, dónde conocerán anécdotas que perforan el alma. Las cosas que la Serie F soportó, especialmente La Azul, exceden cualquier explicación.

La Azul es F Series 250 4×4 original, norteamericana. Tenía un V8 naftero que uno de los dueños anteriores cambió por el Perkinsei. Llegó a hacer más de 50 kilómetros sin la rueda delantera, adentro del Impenetrable, con 2.500 kilos arriba. Sacó camiones cargados con árboles de zanjas imposibles. Pasó por arriba de troncos de árboles caídos (sin querer obvio, estaban debajo de la laguna que estábamos cruzando). No me olvido más: el golpe arrancó los amortiguadores y el acompañante y yo nos rompimos la cabeza contra el techo.

Tiene mas de 30 viajes al Impenetrable, entre los que ustedes conocen y los que hacemos sin difundir. Y también años de laburo. Vive en la calle, viajando al interior siempre con carga o tirando un tráiler de 4.500 kilos. Tiene 40 años: cuarenta. Solo le hago mantenimiento y VTV de carga, religiosamente.

Desde que la tengo a hoy, nunca jamás me dejó tirado en ninguna parte del país. Siempre me trajo andando, aún después de haber sido castigada irracionalmente.

La Azul salvó vidas con LCS. Esas historias quedan en nuestro eterno silencio. Ella llegó al centro del infierno y sacó a esa persona que necesitaba ser salvada. Es como que ella “sabe” la misión que está cumpliendo.

Recuerdo esa vez: barro infernal, de noche, ya la 4×4 alta no alcanzaba, temperatura a 98 grados (anda a 85 siempre), olor a embrague quemado. No se podía seguir. Se había colgado casi, y eso que es alta. Pero había que llegar. Paré. Temperatura a 105 grados. Puse la baja. Metí primera de fuerza (la relación es casi 21 a 1). Dientes apretados. Solté embragué. Empezó a temblar. Perkinsei a 2.500 vueltas. Temblaba todo. Era el Big Bang. Y de repente empezó a avanzar a menos de paso de hombre. Pero avanzaba. Iba. No se rendía. Y llegamos una hora después. Temperatura a 120 grados, se había quedado sin agua. Pusimos agua de zanja, cargamos a la persona y familiares y pegamos la vuelta. Al amanecer llegamos de vuelta. Esa persona vivió de milagro. La chata anduvó casi toda la noche en baja, en primera de fuerza, gateando por el infierno y voló la junta de la tapa de cilindros. Pero llegó.

Lo recuerdo y lloro. Disculpen. Soy así. Los detalles viven en mi silencio.

Hay miles de anécdotas de esas. Cuando vean a La Azul en la calle, tóquenle bocina. El mundo es un mejor lugar gracias a ella.

La palabra incondicionalidad para mí tiene un significado muy especial. La usé poquísimas veces en mi vida. La primera vez, con el primer perro que tuve de chiquito: un ovejero alemán hermoso, que me acompaño en momentos durísimos de mi vida. Se llamaba Matías. Murió de viejo, cuando yo era adolescente.

La segunda, con la chata Azul que tengo, que continuará cuando yo no esté y quedará para mis hijos. ¿Y saben qué? El menor de los tres es fanático absoluto de La Azul y se llama Matías.

Hacé una cosa, querido lector: salí a la puerta de dónde estés ahora mismo y te aseguro que, en pocos minutos, verás pasar una vieja F100 laburando, fielmente con su dueño. Ayudándolo a progresar. Siéndole noble. Dándolo todo, sin pedir nada a cambio.

Por último, no crean que mi cariño hacia la Serie F me hará perder objetividad en la prueba de la nueva F-150 Lariat. Al contrario. Nadie mejor que yo sabe lo que es capaz de aguantar una F series norteamericana. Espero mucho de ella. Pero mucho. Y la voy a examinar con ferocidad, exigirla y golpearla a ver si mantiene su esencia, su nobleza, su ADN y si hace honor a su historia.

No sólo le voy a exigir rendimiento. Le voy a exigir incondicionalidad. Porque tus 66.500 dólares no te compran una chata: te compran un pedazo de historia. Veremos el viernes que viene si esta generación está a la altura de lo que espero de ella.

J.Ch.

***

La Azul. Una de las Serie F personales de Jero Chemes.

Scuderia Fiat

198 Respuestas

  1. meb11481 dice:

    Mucha emoción y nostalgia realmente. Increible lo que trasmiten estos bichos.

    Ahora me pongo en abogado del diablo, tengo el dinero y voy por la RAM.

    A ver si con la crítica cambia mi preferencia 😉

  2. Pablo_GS200 dice:

    No se como haces Jero, pero claramente tenés un hermoso don de transmitir las sensaciones de tus vivencias
    ( tanto las pruebas de autos o LCS). Ya se me cayeron 2 veces las lágrimas, una cuando hablaste del viejito y la 72, y otra con LCS, no quiero pensar cuando lea la crítica. Solo un enfermo de los fierros me entenderá lo que escribo.
    Por otro lado, el motor para “La Azul” desde mi punto de vista es el Cummins, lo que no se, es si el de la Sapo (200CV) o el del F4000 (120CV) de la misma época, corregime si me equivoco. El Puma 3.2 es como “muy electrónico”, y el Perkinsei ya merece descanso.
    Slds

    • martinleandro dice:

      Al 3.2 le vienen dando murra hace rato en LCS…para mí va un 3.2 rempaeado, y de paso le estudian la durabilidad.

    • jero chemes dice:

      Cummins de 200. Pero vale un ojo de la cara.

    • jero chemes dice:

      Pablo, todos los motores son muy electrónicos. Ahora ya no queda nada mecánico. Lo que ponga tiene que tener su módulo de control a menos que rectifique otra vez el querido perkinsei.

      • Pablo_GS200 dice:

        En eso tenés razón, los nuevos son todos con inyección electrónica. El cummins de fines de los 90 también? me parece que no, pero bueno. Como dije anteriormente es el que va, para seguir dándole murra. Si fuera para mi uso personal, a la azul la restauro con todas las molduras de inoxidable y goma de los laterales y contornos de guardabarros, bicolor, tasas de ruedas, y por supuesto el 302!!

        • jero chemes dice:

          si, pero el 302 no es para laburar pesado todos los días.
          Cuando ya quede para disfrutarla, ahí si mi sueño es dejarla linda. Pero falta.

      • Superduty dice:

        Jero yo iría por el perkins, será anticuado pero lo atas con alambre y por donde te metes vos más vale tener algo simple de arreglar, cualquier electrónico moderno es complicado y más si es injerto, es mi humilde opinion

        • jero chemes dice:

          Si. En eso el perkinsei no hay con que darle. Pero tirando el acoplado en ruta se va a 18 litros cada 100.
          Pero hacerlo a cero es más barato que comorar un cummins o puma 5

  3. Sunrising dice:

    Capo Jero, dale duro. Queremos ver hasta donde llega ese bicho.

  4. matias_inf dice:

    Uff, todo lo que hay detrás de pocas palabras. Me estrujo la garganta
    “Porque esta Forcita no me hizo rico, pero me sacó de pobre”.

  5. martinleandro dice:

    Hay que arrancar el “registro de post” para pedir a FORD que done un 3.2 para LA AZUL !!!! Ja

    Empiezo :

    #1

  6. dcupra dice:

    Jerónimo: GRACIAS

  7. Guillermodetuc dice:

    Muy buena intro!! Después de esa nota, voy a prender velas para que pruebes la 2500 de RAM, vi muchas críticas pero ninguno que yo haya visto la uso para laburar. Quiera Dios y FCA que ese sea el próximo vehículo en el garage de Autoblog

  8. Adrian Gomez dice:

    bueno, no será para tanto. No digo q mienta pero exagera un poquito, todo muy épico, muy heroico. Atrapa el relato( siempre, lo felicito jerónimo), pero en todo caso el héroe es quien va ( quienes van) a hacer ese trabajo…hay un dejo de mística, de fe religiosa. Ama a su chata y casi no le encuentra defectos…Debe haber más de cuatro q se han ensartado , o q no le salió buena. Yo no soy usuario de camioneta, adoro los sedanes, pero tal vez me abandonen cuando ya no me pueda bajar y tal vez recurra a una de esas chatas…

    • jero chemes dice:

      No soy héroe.
      La historia sucedió tal cual. Por mejores intenciones que tenga, sin la chata no llegaba.
      Tengo una lista enorme de defectos que mi chata tiene.
      Soy consciente de ellos y sus limitaciones.

    • JavierL dice:

      Todas las historias tienen que tener una poco de mistica o de hidalguia, como los dibujos de como san martin cruzo los andes cabalgando en su caballo blanco…
      Asi es la vida maestro, sino no existirian las historias como las conocemos…

  9. Fibroso dice:

    Demasiado empalagoso el fanatismo por ford, te rompe los riñones, es inmanejable cargado y rompe los palieres se olvido de poner

  10. Facu150 chatero de familia dice:

    La serie F es la chata más exitosa de la historia, me mató la parte donde dice “salí de tu casa en una cuadra ya encontras una F” jaja, ya en mi patio hay una, una f100 modelo 72, mi viejo la usa para laburar, es sodero, yo le decía porque no la cambia por una f4000 es mejor… Pero está enamorado de esa, la verde le decimos por el color. Tener una F series es un sentimiento por la fuerza, robustez y las ganas de laburar que tiene, hace veinti pico de años que la tiene, labure con el en verano y el olor a combustible y calor mataba, reniega con las bujías, la batería, las gomas por las calles desastrosas por dónde anda, le vive arreglando sus achaques… Pero es su chata de laburo, no la cambia por nada. No sé si algún día vuelva la chata solidaria, ya que no cualquiera se puede dar el lujo de gastar 66000 dólares, y aunque venga la cabina simple también va a ser cara. Que error que cometimos al dejar pasar la f100 y dejarla de producir, hoy abría muchas f150 nuevitas de producción nacional

  11. LAR_Lic22 dice:

    Espero que la critica de la F-150 Lariat no se transforme en una nota de color y sea ojetiva…

  12. autero dice:

    Ford F-150 Lariat o Ram 2500?

  13. LeoLaPlata dice:

    P+tamadre Jero, me haces emocionar. Mi abuelo tenia una F100 80 3.0 caja de tercera al volante que yo adoraba, y uso para repartir el pan hasta que se murio, yo la queria para mi, pero cosas de la vida no pudo ser.
    espero con ganas la nota el viernes que viene. Aunque temo que el “alma” de las viejas ford ya no este presente.

  14. monoliso dice:

    Sos un capo Jero , cambiando de tema , o no tanto , no te diste una vueltita en el mustang ?

  15. Ema335i dice:

    Uffff que frase la del viejito. Admito que esas líneas me hicieron sensibilizar. Mi papá aún conserva una 80 y pico doble cabina con Perkins 6 ,de chico le tenía cierto rechazo no le gustaba estéticamente pero como anda …son un caño .

  16. fobos9 dice:

    En mi trabajo el dueño tiene una F150 lighting 2001 roja con 40.000 kms.
    No sabés lo que ruge ese motor. Creo que es única en el pais. Me parece que Ford no fabrica más Chatas “pisteras” no? La raptor tiene comportamiento deportivo pero también es off-road

    • jero chemes dice:

      ¿¿¿F150 Lighting 2001 ????? Posta?? ¿¿¿Y lo decís así nomas??? ¿¿¿Y con 40000 kms????
      ¿Donde trabajás, en Detroit?.

      • fobos9 dice:

        Jajaja, no, creo que Ford trajo 2 para una exposición, una roja y una negra, y compró las dos en la subasta posterior. A la negra le perdí el rastro, pero la roja la veo todos los días, está ahí en la cochera solita meses y meses sin moverse…

  17. jero chemes dice:

    Pregunta al dueño si no la presta a aab

  18. jero chemes dice:

    Nono, es para test autoblog.
    Si interesa:
    Info@autoblog.com.ar

  19. Lucho1904 dice:

    Tuve una modelo 77 para fletes (materiales de construcción) Le tuve que hacer el motor 3 veces en 10 años (no la manejaba yo). La cuarta vez directamente la deje tirada por un año (bajo techo) hasta que uno la vio y me pregunto si estaba en venta. Cuando la chocaban arreglaba los paneles a martillazos, enderecé el paragolpe a martillazos. A esa si que la castigamos en el trabajo. Nunca le llegue a tomar cariño realmente.
    Respecto a la serie f iria mil veces por la ram nueva el dia que llegue

  20. Pela82 dice:

    Muy buen relato. Muy emocionante. Leere la crítica la semana pero no espero nada de objetividad. Tuvimos 3 f 100 en la flia y todavía una F 150 4×4 cabina simple v8 5.0 del 96, sin embargo creo que hubo, hay y habrá muchas mejores opciones. El monopolio de algunas marcas hasta fines de los 90 se terminó, en Argentina no entraban otros vehículos antes. Ahora si y lo celebro.

  21. Otard_Dupuy dice:

    Jero, casualmente después de leer tu nota me cayó una basurita del tamaño de una viga en cada ojo. Mi viejo tiene una F100 94 que compro junto a mi hermano menor, que lamentablemente murió con solo 24 añitos. Esa chata fue y sigue siendo su compañera, mas aun después de que mi vieja también partió a acompañar a mi hermano. Ahora entiendo aun mas a mi viejo por que no quiere cambiarla… gracias Jero por estas notas tan sensibles, gracias por LCS y gracias por tus excelentes pruebas y análisis de estos hermosos fierros. Saludos desde San Juan.

  22. nicolino151 dice:

    la verdad Jero que tenes que escribir un libro con todas tus anécdotas , excelentes tus relatos te llevan al lugar y te ponen en situ , pocos escritores tienen esa facilidad de palabras y relatos , un abrazo che y aguante la chata solidaria .

  23. Frananch dice:

    Alguna vez escuche que al país lo hicieron la serie F y el Mercedes 1114…

  24. dmode one dice:

    Me encanta mucho cromado pintura brillante terminación detallista mucho Torque y muchos CV y sobre todo enorme

    • astonmartin dice:

      Mí tío Ezequiel tuvo hasta su muerte en 2011 una F 100 1971 comprada 0km y que usó todo ese tiempo en su trabajo en la construcción.
      A pesar del castigo siempre la mantuvo en impecable estado.
      Y mi primo El Negro, de San Miguel del Monte, hace 37 años que es dueño de una modelo 1979, de la que jamás se desprenderá.

  25. JavierL dice:

    Es la primera vez que leo una de tus historias, y te mereces el mayor de los respetos.

    “Porque esta Forcita no me hizo rico, pero me sacó de pobre”

    La frase del dia…

    Saludos!

  26. georgieboy dice:

    Emocionante relato Jero!!! Lloré de principio a fin. 😱😱😱. Abrazo genio!

  27. Crischu dice:

    Como siempre tan profundo y llegador! Son de las mejores crónicas del blog!
    No se si escribís vos o alguien te lo redacta pero si el libro que estas editando es la mitad de bueno que tus notas acá va a ser un gran material!!

    • jero chemes dice:

      Escribo yo. Pero a veces cuando me pongo “en trance” lloro mucho y me salto signos de puntuación.
      Por eso hay una persona que me corrige.
      En el caso de las notas de test de aab, CC las recibe y las pone a punto final chequeando que no haya errores.
      Pero lo de LCS me emociona escribirlo.

  28. MiguelFarias dice:

    Nunca tuve camioneta. Vengo de un pueblo agricultor y todos mis amigos tienen o tuvieron chatas. Cuando fue el boom de las Isuzu (caños también) el papá de un amigo estaba indignado con un amigo productor que había cambiado su chata-compañera por “esa cosa chiquita japonesa”. Gracias Jero Chames por tanta historia.

  29. Rogue Squadron GNC $2.999 dice:

    Gente, el mercado evolucionó, hubieron nuevos modelos que fueron más eficaces que una chata full size. Aparecieron las Berlingo, las Springer, las Fiorino. Ya no sirve comprar chatas. Sino fíjate que grúas tiene ahora la ciudad, cuáles fueron las primeras ambulancias del SAME. No lloren sobre la leche derramada, la F100 se ganó el cielo y el 1114 también, pero la Sprinter, la Berlingo y el 918 son sus herederas. Ya no sirven para trabajar

    • GUILLOTE CF dice:

      Me parece que no podés comparar pick-ups con furgones.

      A lo sumo el reemplazo/evolución pueden ser las pick-ups medianas, que sin más polivalentes, pero creo que varios estamos de acuerdo en que no bancan el mismo maltrato que las F y menos aún sostenido en el tiempo.

    • Jorge F. dice:

      Diálogo real en una playa de estacionamiento en un mall en Estados Unidos. Matrimonio más de setenta baja de una 150 Titanuim nuevita, primero la mujer y el hombre termina de acomodar la camioneta en su espacio. La mujer lo mira pero empieza a caminar hacia la tienda, mientras el marido baja lentamente, la cierra y se aleja caminando detrás de la mujer mientras se da vuelta cada tanto y mira la camioneta. Yo observo la situación y cuando se acerca con una sonrisa le digo “¿esposa o la 150?” Se ríe y me responde “mejor no le pregunte a mi mujer, es la cuarta 150 que tenemos en los últimos 20 años”….. si eso no es fidelidad y satisfacción del cliente no sé de qué se trata ….

    • Jimi_HX dice:

      Total, completa y absolutamente equivocado. La berlingo sirve para llevar golosinas o similares, no le pidas mas.
      Las chatas son otro universo, nada tiene que ver con el segmento que mencionas. Ni en su uso, ni en las capacidades.

      Saludos.

  30. ALMAGRO dice:

    No me gustan los Ford, después de leerlo a Jero, ya les tengo un poco más de respeto.

Los comentarios off-topic, con malas palabras o links a webs externas serán eliminados. La reincidencia podrá ser causa de la anulación de la cuenta del usuario. Consultas: info@autoblog.com.ar


Deja una respuesta