Test Ride: Aprilia RSV4 RR

Cada vez que nos toca probar alguna de estas súper maquinas nos agarra un pequeño momento de total incredulidad. Desde hacía muchos años que miraba a la Aprilia RSV4 y pensaba en que algún día iba a poder disfrutarla. Finalmente ese día llegó, y me pude subir a una moto con un motor V4, como la NC30, NSR500, Desmosedici, muchas de las actuales maquinas de MotoGP y otras tantas motos que comparten esa mítica arquitectura, que favorece la aerodinámica y la entrega de torque.

Retiramos la moto de Motoplex Devoto, que muy amablemente nos confiaron semejante bestia por unos días. El viaje inicial incluyó muchos kilómetros de calles y avenidas, un ambiente en el cual la moto no se siente para nada en casa, aunque cumple con la tarea de manera satisfactoria. Sobre todo si usas calzoncillos de amianto.

Al ser una moto de pista la 1° marcha es larga y obliga a accionar el embrague, de accionamiento mecánico, con bastante frecuencia y rara vez pasamos de 2° o 3° marcha en calles y avenidas. El calor que despide es otra concesión que hay que hacerle a una máquina de estas características. Diseñada para funcionar a altas velocidades, disipar el calor que genera ese exquisito motor V4 a 65° no es tarea fácil cuando vamos paseando por alguna avenida porteña.

Una gran característica de esta arquitectura de motor, es la entrega de potencia lineal. Esto le da la habilidad de ser extremadamente suave a bajas revoluciones, haciéndola bastante amena de usar en la ciudad, sumado a un asiento cómodo para una moto de este tipo. Esto hizo que los kilómetros hechos en ciudad no fueran tan tediosos como suponía y un poco nos hizo soñar con la posibilidad de usarla todos los días.

Los días siguientes incluyeron un poquito más de transito citadino, seguido de autopistas y un viaje en ruta de unos 400km, donde pudimos poner a prueba un poco mejor algunos de sus atributos más destacados. ¿Cuáles? Principalmente sus 201 caballos a 13.000 rpm y sus 115 Nm a 10.500 rpm, que con solo 180 kg -seca- catapultan a la RSV4 con una violencia descomunal.

Una vez que encontramos un poco más de espacio, saliendo del constante caos de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y alrededores, pudimos disfrutar un poco más esta increíble moto, cada peaje se convertía en la largada de un Gran Premio y cualquier excusa para bajar unos cambios era bienvenida. Pasar un auto en 5° era cláramente posible, pero no tan divertido como hacerlo en 2° y luego usar el quick shifter que trae de serie para volver a la marcha deseada. Todo esto acompañado de una orquesta que nada le envidia a aquellas que suenan en el Teatro Colón.

El único asiento de la moto, el del conductor -también hay un accesorio para instalarle un asiento para el pasajero- resultó más cómodo de lo que hubiese pensado, en el viaje de 400 km nunca llegue a sentir molestias. A la hora de frenar, no presento dudas y los frenos estuvieron siempre a la altura de la circunstancia. Son Brembo M50 ¿qué otra cosa se puede esperar?

Otro gran punto a favor es el diseño y hay algo que queda muy claro. Las marcas italianas saben diseñar obras de arte, y esta RSV4 RR no es la excepción. Hay pocas motos que, luego de que la emoción inicial se diluye, siguen dando ganas de quedarse mirándola. En el caso de esta moto puedo asegurar que me quedé admirándola por mucho tiempo y sus lineas no cansan.

Las proporciones y la simetría son muy puras, hay algo con las motos cuya cola muere a la altura del eje trasero, que me dan la sensación de perfección. Si viviéramos en un mundo donde no existieran porta patentes, éste sería un lugar mejor.

Pasando un poco a las contras de esta moto, econtramos algunas, pero no muy importantes. Tratándose del modelo 2016 nos trae el tablero viejo, compuesto por un tacómetro analógico y una pantalla digital con velocímetro, indicadores de control de tracción y modo de conducción, reloj, temperatura, odómetro y demás opciones como un cronometro. El tablero es muy claro, pero frente a la competencia, nos hace extrañar un poco las pantallas de TFT que otras motos ya están ofreciendo en nuestro mercado.

Otra contra que me parece que vale la pena mencionar es la ubicación del selector del control de tracción -y también ABS y anti-wheelie-. Por un lado es muy práctico cuando se lo quiere usar porque el mismo se encuentra muy cerca del pulgar izquierdo, pero esa misma practicidad hace que constantemente me encontrara bajando el control de tracción, en algunos casos al mínimo, sin darme cuenta. Y creanme, a esta Aprilia le gusta levantar la rueda delantera hasta cuando está apagada.

Vamos a dejar la temperatura y la postura fuera de estas contras ya que es prácticamente imposible evitarlo en una moto de estas características. Es una RR, de race replica, no de recorrido relajado.

Por ultimo, la inevitable conclusión. La Aprilia RSV4 RR -o la RF si el bolsillo lo permite-, es una moto excelente, con una conducta intachable, pero no es una moto para cualquiera. Las motos de pista están apuntadas a un nicho muy particular, de gente que solo quiere la máxima performance. Y en este aspecto esta Aprilia no solo no decepciona, sino que te llena el medidor de satisfacción.

Hubo algo que con Matías coincidimos de manera contundente. Esta no es una moto para nosotros, pero debemos admitir que cuando no la tuvimos más en nuestras manos, comenzamos a sentir un vacío enorme y todavía la estamos extrañando.

Nos cayó en una semana en la que no nos pudimos organizar para ir a la pista, y además no pensábamos llevarla sola. Nos queda una excusa para volvernos a encontrar.

M.F.

***

 ***

LO QUE MÁS NOS GUSTÓ

M.A.:
– Es la moto más linda que existe en este planeta. Y no, no vamos a tener una discusión sobre esto.
– La calidad de terminación de la moto y de todos sus componentes. Top top.
– Mi cara cada vez que la puse en marcha. Y la de los que estaban alrededor también. Magic moment.

M.F:
– El sonido. La sensación que genera ese V4 es difícil de describir.
– Andar en una moto con tanto pedigree como esta pura sangre te hace sentir especial, vaya uno a saber por qué.
– 201 HP + quickshifter = emociones varias.

LO QUE MENOS NOS GUSTÓ

M.A.:
– La temperatura de mis piernas cuando me encontraba con algún embotellamiento.
– A pesar de mi altura estaba chocho con la postura de pista. Pero después de mucho tiempo te mata.
– No haber tenido el tiempo para poder organizarnos un día de pista. Pero por suerte eso tiene remedio.

M.F.:
– La postura definitivamente no es para mi
– 
El bendito botón del CT -y mi muñeca derecha- hizo que me dejara a la buena de Dios varias veces.
– 
Se fue. Y no se cuando volverá.

***

   

***

FICHA TÉCNICA

Modelo: Aprilia RSV4 RR
Precio: 33.900 Dolares
Comercializa: Grupo Piaggio Argentina

MOTOR
Tipo: V4 a 65°
Cilindrada: 999,6 cm2
Potencia: 201 Hp @ 13.000 rpm
Torque: 115.00 Nm @ 10.500 rpm

TRANSMISIÓN
Tipo: por cadena
Caja: seis velocidades con Quick Shifter de serie.

CHASIS
Suspensión delantera: Horquilla delantera invertida Sachs de 43mm de díametro completamente ajustable con 120mm de recorrido.
Suspensión trasera: Amortiguador Monoshock Sachs completamente ajustable con 130mm de recorrido.
Frenos delanteros: Doble disco flotante de 330 mm, cáliper radiales Brembo M50 de 4 pistones.
Frenos traseros: Monodisco 220 mm con cáliper de freno Brembo de doble pistón.
ABS: Sí, ABS Bosch 9.1 MP.
Electronica: APRC System (Aprilia Performance Ride Control), Aprilia Traction Control (ATC), Wheelie Control (AWC), Launch Control (ALC), Aprilia Cruise Control (ACC) y limitador de velocidad (APL)
Neumáticos: Pirelli Diablo Super Corsa 120/70-17 adelante y 200/55-17 atrás.

PRESTACIONES
Velocidad máxima: 299+ km/h
Aceleración 0-100: 2.7 segundos

DIMENSIONES
Distancia entre ejes: 1.420 mm
Despeje: 130 mm
Altura de asiento: 845 mm
Peso en seco: 180 kg
Tanque de combustible: 18,5 litros

10 Comentarios

  1. MartinTT dice:

    Muy buena la critica muchachos, realmente con esta moto hay muchas cosas para escribir pero la mayoría se quedan en uno con todas las sensaciones vividas, que belleza infernal!!

    • Maximo Forcieri dice:

      Gracias Martin. La verdad que entrar en detalles sobre las prestaciónes, o caracteristicas no tenía mucho sentido, nos pareció mejor compartir lo que fue vivir una semana con una moto así. En cuanto podamos organizar un dia de pista con 2 motos así nos vamos a poner más tecnicos con el test ride…

  2. tntrio dice:

    Mamita querida!!! Beleza!!! como no tener unos añitos menos para sacarle el jugo, buena crónica muchachos.

  3. patriguns dice:

    Muy linda moto, bien italiana, de excelente diseño. A gusto personal, por debajo de MV Agusta y de Ducati, al nivel de Triumph, y por encima de las 4 japonesas…siempre hablando del segmento RR.
    Y ahora ese 4 cilindros en V, va a tener de competencia a la Panigale V4…

    • Maximo Forcieri dice:

      todavía no tuve la oportunidad de probar todas bien a fondo, te puedo decir que esta en cuanto al comportamiento dinamico no tiene nada que envidiarle a MV o Ducati, y en lo personal, me gustó más. La entrega de potencia es mucho más predecible y usable que la Ducati, y la inyección es mejor que la MV.. Saliendo de lo palpable.. El V4 tiene algo MUY especial para mi personalmente, ahora con la Ducati V4 se pone interesante..

  4. laavos dice:

    Muy buena el review! Mas al estilo Autoblog.
    menos videos, mas texto!

    Sacando que no es la mas linda de las motos de litro, no me queda claro quien es el tipo que puede usar esta moto al 100%

  5. Gonzalo dice:

    Junto con la BMW S1000rr es una de mis motos pista preferidas. Linda crítica y que bueno poder disfrutar tamaño misil durante unos días.

    P.D: quiero ese llavero!

  6. Marco1997 dice:

    Muy buen review! Me encanto

Los comentarios off-topic, con malas palabras o links a webs externas serán eliminados. La reincidencia podrá ser causa de la anulación de la cuenta del usuario. Consultas: info@autoblog.com.ar



Dejá un comentario